jueves, 14 de abril de 2016

Técnicas para desmemoriados



Era tan desmemoriado
que todas las noches tenía
que dejar sobre su cama
un lanzallamas
para no olvidar,
antes de acostarse,
quemar incienso
o el mundo
para relajarse.

3 comentarios:

  1. Bien tirado, hurgo más por aquí...

    ResponderEliminar
  2. Saludos, Jordim, saludos, Sandra. Gracias por pasar y dejar que se queden vuestras palabras :)

    ResponderEliminar